¿Cansado de llamar para reservar? ¡Reva te espera!

Si sos deportista y cuando queres jugar con tus amigos o amigas si o si alguna vez te pasó que quisieron reservar una cancha. Acá tenemos unos cuantos problemas y vamos a ir uno a uno.

Primero, si quieren jugar fútbol digamos que es “más fácil” porque hay más canchas, o por lo menos se conocen más canchas. Hay una nueva tendencia muy marcada, el pádel. Si sos de la misma generación que nosotros – los fundadores – y estás en tus veintes (casi treinta) entonces alguna vez escuchaste del pádel, porque tus papás jugaban, o porque ahora se juega mucho. Cada vez se abren más y más locales entonces podemos decir que vas a encontrar cancha.

Ahora, la cosa se complica un poco más si jugás hockey, vóley, basket, o tenis (y no sos socio de un club social). ¿Cómo haces para saber donde se practican estos deportes?

Normalmente se busca en internet unos cuantos y hay que llamar uno a uno a preguntar si tienen el horario que nuestro equipo quiere. Si encontramos enseguida, ¡perfecto! Si no, pedimos números de más locales en el grupo y seguimos llamando hasta encontrar.

En este punto pueden pasar tres cosas: una, conseguimos la hora, vamos a jugar y todo sale súper bien; dos, no conseguimos la hora y se suspende el encuentro; tres, conseguimos la hora, vamos al local y se encimaron las reservas y de nuevo, se suspende el encuentro.

Pasé por todas estas situaciones repetidas veces en mi vida y dije que esto no podía seguir así, que los que queremos hacer deporte – nótese que acá no dije que soy un deportista porque le tengo mucho amor a la comida – tenemos que tener alguna manera rápida de encontrar una cancha.

De esta misma frustración nace Reva. Literalmente te permite encontrar y reservar una cancha en menos de 10 segundos. Podés buscar el deporte que quieras, el día y la hora que quieras, incluso podés elegir las comodidades que querés que el local tenga: estacionamiento, parrilla, bebidas.

Realmente el objetivo es simplificarle la vida al deportista, y de verdad creo que vamos por buen camino. ¡Anímense y descarguen!